Migración desde la mirada de estadounidenses y mexicanos

En la sede de Avenida España del Centro de Investigaciones y Estudios Superiores en Antropología Social (CIESAS), Unidad Occidente, se presentó el libro “Mexican Migration to the United States. Perspectives from Both Sides of the Border (Migración Mexicana a los Estados Unidos: Perspectivas de Ambos Lados de la Frontera)”, coordinado por Harriett Romo y Olivia Mogollon, del Centro México de la Universidad de Texas en San Antonio (UTSA).

En el evento intervino el director de la Unidad Occidente de CIESAS, Andrés Fábregas, quien además de resaltar la importancia de la visita de Ricardo Romo, presidente de la UTSA, compartió que bajo su tutela, la matrícula en la UTSA se incrementó 68%; también aumentó el número de programas docentes y facilidades para la vida estudiantil, hasta contar con 24 programas de doctorado cuando al inicio existían sólo tres.

En el evento perteneciente a la XLII Sesión del Seminario Permanente de Migración de Occidente (Sepemio), la doctora Harriett Romo compartió la historia del Mexico-Center, establecido en 2005 como un instituto de enseñanza e investigación en las ciencias sociales acerca de temas relacionados con México y las relaciones México-Estados Unidos.

Respecto al libro dijo que fue escrito por profesores de ambos países mencionados. En el capítulo que ella escribió junto a Olivia Mogollon, aborda el tema “El Papel de las Mujeres Inmigrantes de Nivel Socioeconómico Alto en el Mantenimiento del Lenguaje y la Identidad Mexicana”, donde expone que se ha incrementado la migración de empresarios y familias completas desde México a los Estados Unidos.

Y en estos núcleos familiares, las mujeres toman un rol esencial ya que cuidan a los niños, mantienen la unidad de la familia y contribuyen a mantener el idioma español y la cultura e historia de México. Además menciona que en el “vecino del norte“ pueden elegir entre trabajar fuera de la casa o permanecer en el hogar: “Las experiencias de los inmigrantes de nivel socioeconómico elevado ejemplifican la complejidad de la migración mexicana”.

Olivia Mogollon agregó que las personas de Estados Unidos ignoran el estatus de los migrantes que no tienen documentos de ciudadanía: “Y (entre estos últimos) hay una sensación de vivir con miedo; de que la gente se entere que eres indocumentado”.

Embarazos, oportunidad y condena para salud de mujeres sin documentos

La doctora Jill Fleuriet, del Departamento de Antropología en la UTSA, hizo un trabajo sobre las mujeres que viven en el sur de Texas y las disparidades de atención médica que sufren.

Abordó la atención a mujeres embarazadas y el peso de sus hijos aún antes de nacer. Estudió el impacto de los procesos migratorios en el embarazo y cómo estos procesos tienen influencia en los partos. Acompañada de Milena Melo, escribió el capítulo para el libro debido a que investigaban el mismo tema:

“Utilizamos el contraste de experiencias, en mi caso sobre el cuidado prenatal en mujeres migrantes indocumentadas, y en el de ella el tratamiento de pacientes con diabetes e hipertensión (…) Las mujeres migrantes tienen acceso a la atención médica que habían perdido por su estatus migratorio sólo por su embarazo, mientras que los diabéticos tienen una atención fragmentada”.

Añadió que la complejidad estriba en la manera que el Estado define los criterios de accesibilidad a los servicios públicos, porque están determinados a los conceptos de ciudadanía.

“Los derechos políticos pueden otorgarse al feto. Se asume que al nacer es un ciudadano norteamericano. Las mujeres indocumentadas reciben tratamiento gratuito porque sus fetos son ciudadanos, pero se enfocan en el bebé y no en la madre. Las oportunidades en la vida, al tener esos dos estatus legales, se muestran desde antes del nacimiento y crean una desigualdad entre ambos que se extenderá toda su vida”.

IMG_3357

Expectativas de lectura

En los comentarios sobre el libro, la doctora Magdalena Villarreal apuntó que se aborda la inseguridad en la que viven los migrantes a partir de los datos duros.

También mencionó el artículo escrito por el director general de CIESAS, Agustín Escobar, donde aborda el acceso de los migrantes que retornan a México a programas de apoyo, que es cada vez más reducido.

“El lector puede disfrutar de cuestionamientos hacia la migración de manera distinta porque se toma en cuenta las relaciones entre los países, la proximidad, los movimientos de derechos civiles, los factores demográficos, y no les platico en qué concluye para dejar al público el placer de leerlo”.

Por su parte, el doctor Pablo Mateos, también de CIESAS Occidente, comentó que el libro logra indagar en temas poco convencionales en el rubro de la migración que representa a 12 millones de mexicanos en Estados Unidos.

Mateos ahondó en el tema de los “dacamentados”, niños y adolescentes sin documentos que tuvieron acceso al programa Consideración de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA por su siglas en inglés) que les otorga educación básica y oportunidades de desarrollo; sin embargo, conforme crecen, las opciones se reducen, “a partir de los 18 años sus vidas cambian radicalmente. Muchos, ya adultos, dicen que se sienten como niños”.

IMG_3391

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s